OBSERVATORIO DEL DERECHO A LA INTIMIDAD Y AL LIBRE ALBEDRÍO

miércoles, 31 de diciembre de 2008

LIBERTAD, LIBRE ALBEDRÍO Y DIALOGO

La libertad según Xavier Rubert de Ventós consiste en que uno pueda ser budista, de Olot y del Real Madrid.

El libre albedrío según Fernando Savater consiste en que cada uno haga lo que quiera consigo mismo pero no con otro.

El dialogo entre ambos filósofos, en el Magazine, es recomendable por la defensa respetuosa y tolerante de sus opiniones discrepantes.

Adendum: La Administración y el mercado pretenden ponerte una mercancía o un profesional entre tú y lo que te pase. Entre el picor y la rascadura debe haber un médico, una medicina, un psicólogo…

SAVATER: Una cosa es proteger a los débiles, otra es convertir en débiles a todo el mundo para protegerlos.
RUBERT: El sistema lo tiene todo previsto, el nacimiento, la muerte… Y si no pasas por ellos, eres un extraño.

2 comentarios:

Rafael dijo...

Creo más bien en la predeterminación de nuestras preferencias. ASpiramos ser libres respecto a los constreñimientos externos pero creo que no lo somos de los internos. Creo que uno de Olot, entendiendo que su entorno es el propio de Olot, difícilmente será del Madrid. Yo soy del Barça, nadie me ha obligado pero estoy seguro que no he sido libre para escoger esta opción.
Mi madre de joven era afiliada a la FAlange y siempre he tenido a mi madre por una persona idealista y generosa. Yo de joven me sentía fascinado por el ambiente hippie de Amsterdam cuando estuve allí por un mes el año 70. Creo que ni ella ni yo éramos libres para tomar estas preferencias.
Siento no ser optimista en este sentido, pero se tiene al Escepticismo como un avance propio de la Ilustración. DAvid Hume creía que todo lo que iban contando era mentiras; yo sigo creyendo lo mismo. El libre albedrío, desafortunadamente es una falacia. La Ilustración optaba por creer en la realidad según nuestra observación, más que en creer en la realidad que nos gustaría. 200 y pico años depués, el pensamiento, después de observar la realidad, es de puro pesimismo, incluída la observación sobre nosotros mismos (No somos dueños de nuestros actos, es lo que creemos 100 años despues de Freud)

artesano dijo...

La historia de la Filosofía está impregnada de la polémica sobre la existencia, o no, del Libre Albedrío, por lo que no voy a inmiscuirme entre los doctos para dar una opinión ni siquiera de aficionado. Eso no quita para que sueñe con la utopía de ser suficientemente libre como ciudadano y que internamente sea todo lo libre que me atreva a ser (y aquí cito el llamado miedo a la libertad)
Intentar ser libre, en minoría o entre intolerantes, puede llegar a ser heroico. Siguiendo con el ejemplo deportivo, yo no soy de ningún equipo de fútbol y creo que nadie me ha obligado o condicionado a ello.
El relativismo en Física parece suficientemente asentado y me gusta, el relativismo ético, aunque cómodo, personalmente no me satisface ya que puede ser utilizado para justificar lo injustificable. Creo que desde que hemos dejado de preocuparnos por sobrevivir, hay valores suficientemente universales para no relativizarlos en demasía.
La realidad del entorno si que es relativa ya que depende del observador y no de la razonable que este sea. La Ilustración y sus secuelas ha sido incapaz de aclarar qué es el universo o de demostrar que el tiempo es lineal.
Está claro que no estamos de acuerdo pero siempre es bueno debatirlo aunque sea de forma tan esquemática.